Con un equipo de 19 nacionalidades diferentes y clientes en más de 100 países en el mundo entero, podemos decir que somos una empresa internacional. No obstante, con nuestra sede central en los Países Bajos y cerca de 100 años de experiencia en el negocio de fertilizantes en el país, también estamos orgullosos de nuestras raíces holandesas.

Aunque apenas visible en el mapa mundial, este pequeño país es un gigante en lo que respecta a la producción agrícola. Con una gran población en una pequeña y baja región del delta, no queda mucha tierra para la producción a gran escala. Por esta razón, las haciendas en los Países Bajos son algunas de las más intensivas, sostenibles y eficientes del mundo. Y así es como nos convertimos en el segundo exportador mundial de alimentos medidos por valor, después de Estados Unidos, que tiene 270 veces su masa continental.

«Observamos una reducción de la superficie de tierra disponible para la producción agrícola y nos enfrentamos a cambios climáticos que causan sequías o inundaciones con mayor frecuencia. Para salvaguardar el medio ambiente, la producción de alimentos debe ser más sostenible, lo que nos obliga a crecer de forma más inteligente con menos fertilizantes, pesticidas, agua de riego, etc. Las nuevas tecnologías y la agricultura de precisión pueden ayudarnos», dice Erik, Director General.

Y eso es exactamente en lo que los holandeses son buenos. Siempre están buscando formas innovadoras de mejorar lo que ya existe y encontrar nuevas soluciones de alta tecnología. Esta mentalidad de futuro es la que ha llevado a los Países Bajos a la posición de liderazgo que ocupa, hoy en día, en la agricultura.

Esto es lo que también nos esforzamos por hacer en Van Iperen todos los días. «Incluso después de casi un siglo, todavía estamos hambrientos de innovaciones para optimizar los insumos en los cultivos, por ejemplo, el creciente uso de fertilizantes para mejorar la Eficiencia en el Uso de Nutrientes», explica Erik. «En este sentido, nuestras soluciones de alto rendimiento, como la Tecnología IPE®, el líquido WAKE-up y los productos a base de algas marinas, han demostrado aportar un verdadero valor añadido al agricultor».

La mayoría de nuestros productos también se elaboran y envasan en los Países Bajos. Nuestra fábrica de NPK soluble en agua y nuestra fábrica de fertilizantes líquidos se encuentran entre las mayores de Europa. Aquí es donde elaboramos y enviamos nuestros fertilizantes de alta calidad, lo que nos permite servirle con una gran y consecuente calidad desde Holanda.

Van Iperen International y sus fábricas forman parte del Grupo Thesis, una empresa familiar holandesa con cerca de 100 años de experiencia en la producción y suministro de fertilizantes.